sábado, 13 de septiembre de 2014

De vez en cuando la vida...

¿Cuántas cosas pasan por nuestra mente en los diferentes momentos del día?, sin duda que son muchas y de temas muy variados, aunque mayormente ronden por la misma meta o deseo. Representamos tantos papeles o roles mentales a diario que nos agotamos, y es que la mente ejecuta y aunque no lo haga el cuerpo, este se siente como si en realidad lo hubiéramos hecho, un pensamiento es casi una orden para el cerebro y muchas veces lo registra como un hecho, por eso no es de extrañar que nuestros deseos se hagan realidad.



Hay un tema de Joan Manuel Serrat que se titula “De vez en cuando la vida”, en el que describe hermosos momentos de nuestra existencia, pero tal como él lo dice, solo ocurren de vez en cuando. Pero la vida también nos regala momentos difíciles y amargos, estos mayormente no son de vez en cuando, si no de vez en mes, lo que significa a menudo, y por desgracia últimamente la frecuencia es mayor, por lo que debemos estar bien preparados mentalmente.


Lo ideal sería no hacerle el juego a la vida y revertir ese de vez en cuando, obligándolo a ser más a menudo y el de vez en mes, menos frecuente. Esto podemos lograrlo tomando algunas iniciativas, como por ejemplo: ser amables y sonreír mas, crear alternativas paliativas, escuchar nuestra guía interna y música relajante, dedicarnos a la buena lectura y divertirnos sanamente, ser auténticos y darnos a los demás desinteresadamente, agradecer siempre, valorar y bendecir todo, absolutamente todo, para que en lugar de que la vida nos gaste una broma y nos despertemos sin saber que pasa, como dice Serrat al final de la canción, se la gastemos a ella y seamos nosotros quienes la dejemos chupando un palo, sentada sobre una calabaza.
Harolina Payano. Fluyendo armoniosamente. 

Pedimos excusas si alguna imagen usada tiene derecho de autor, al avisarnos la retiraremos.